martes, 1 de diciembre de 2015

158. RESPETANDO, SE GANA RESPETO

No está bien ridiculizar. Ridiculizar a otro ser humano. Cualquiera que sea su estatus social, su condición, su raza, sus creencias,... ¡No está nada bien!. Por muy en desacuerdo que se esté con su forma de ser o de proceder. Porque toda persona tiene su dignidad y, por lo tanto, se merece un respeto. Además, la situación personal de cada cual, puede variar en cualquier momento. Incluida la del que ridiculiza, aunque él no se percate de ello, debido a que sólo está centrado en su propia diversión burlándose del otro. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por Participar en este Blog con tus comentarios.
Se trata de eso,... además de mi opinión, me interesa la tuya. Seguro que tienes algo que decir de lo que pueda aprender.

Para evitar cualquier tipo de SPAM y mensajes ofensivos e insultantes, antes de ser publicado el tuyo, deberá tener mi aprobación.

Un saludo,

Paco Fernández