viernes, 5 de octubre de 2012

62. LA EDUCACION, ...MARCANDO DIFERENCIAS

Entrada Relacionada (" 63. Dejarse Enseñar para Aprender ")    =======>>>>>

La naturaleza hace que los hombres nos parezcamos unos a otros y nos juntemos; la educación hace que seamos diferentes y que nos alejemos. “ – Confucio, Reconocido Pensador Chino, cuya doctrina es el Confucionismo -
_______________________________________________________________________
En mi opinión, la educación, la Buena Educación, sin caer en la pedantería, nunca está de más. Ser educado, cortés, amable con los demás, debe formar parte de nuestra vida, llevando a la práctica esta forma de ser y de proceder a cada instante y con todo tipo de personas, independientemente de que la relación que con ellas tengamos sea más o menos estrecha.

Saludo Oriental
Ante determinadas situaciones, saludar, despedirse y dar las gracias. Para mí, estas son las actitudes más básicas y correctas que debemos tener siempre presentes si nos consideramos educados. Pero, …desgraciadamente, no todo el mundo lo hace, no todos pensamos igual.  ¡ Con lo sencillo y gratificante que ello resulta !. …Porque sí, eso creo: ser cortés, educado, hace que uno se sienta bien, a gusto, satisfecho, casi exultante. Si así actuamos, no sólo experimentaremos un cierto bienestar personal por nuestro buen hacer, sino que provocaremos  que nuestros interlocutores reciban unas sensaciones agradables, produciéndose, por lo tanto, una situación placentera y satisfactoria para ambas partes, mejorando de esta forma nuestras relaciones interpersonales. No estoy hablando, por supuesto, de caer pesado, pedante; en ningún caso. Me refiero a una amabilidad y cordialidad natural, sincera y espontanea. De la que se nota que es nuestra forma de ser, que nos sale de dentro, del corazón.

Personalmente, me gusta mucho observar a los demás; sus comportamientos y sus actitudes ante determinadas situaciones. Por lo tanto, en mi trabajo, no se me escapa que la mayoría de los clientes saludan al llegar, se despiden al marchar y me dan las gracias. Sin embargo, también hay una minoría que no lo hace. No los juzgo ni me siento incómodo por ello. Cada uno es como es. Además, tengo presente que algunos son personas mayores que simplemente, o no se dan cuenta o están demasiado despistados, quizás con muchos asuntos y preocupaciones en su cabeza, como para fijarse en detalles. La gente en general, todos nosotros, tal vez, hoy más que nunca, tenemos problemas personales y grandes inquietudes, temores y desasosiegos, especialmente los relacionados con nuestro futuro o el de nuestros hijos. No vemos claramente un porvenir fructífero y floreciente. No es para menos.

Por lo tanto, no debe extrañarnos que la mayor parte del tiempo, muchos de nosotros, estemos “en las nubes”, pensando en lo nuestro, pasándosenos desapercibidos ciertos pormenores relacionados con la amabilidad y cortesía hacía los demás.

No obstante, he de decir que, en alguna ocasión, sí que me he encontrado con personajes, cuyo comportamiento era contrario a lo que vengo comentando a lo largo de esta entrada. Se les “ ve venir desde lejos ”; se les distingue muy fácilmente. No obstante, siempre procuro no sentirme ofendido ni afectado por ese comportamiento, insisto,  de unos pocos, que quizás, pueda deberse a un equivocado orgullo o, simplemente, a un gran complejo de superioridad. Sencillamente, considero que son personas que no saben vivir y disfrutar de su tiempo ni del de los demás, con los cuales se ven obligados a convivir. Mi reacción es mostrarme correcto pero, a la vez, sereno, indiferente. Creo que es la postura más sensata, más acertada.

' Que tengas un bonito Fin de Semana '
Soy consciente de que ahora, en la actualidad, la sociedad, todos nosotros, nos hemos hecho y nos comportamos de manera mucho más impersonal. Vivimos en grandes ciudades donde tendemos a ser egoístas, donde cada uno va a lo suyo y puede, incluso, que en nuestro edificio de viviendas, ni siquiera conozcamos por nombre a los vecinos de la puerta de al lado. A muchos de ellos quizás ni nos damos cuenta de que nos cruzamos casi a diario en la escalera o en el ascensor. En los pueblos, afortunadamente, esto aún no se da. No ha llegado y esperemos que no llegue jamás.

Ya para terminar, una pequeña anécdota personal: en mi barrio, en Oviedo, conozco a mucha gente de vista. Algunos coincido con ellos en alguna cafetería de las que frecuento, en el supermercado o en el garaje al meter o sacar el coche. Lo cierto es que, con la gran mayoría, ni siquiera he llegado a intercambiar palabra alguna. Pero a algunos suelo saludarles al cruzarme con ellos. Y, …por supuesto, me corresponden. Un simple ¡Hola!. Eso es todo. Y, ¿…Por qué no?.

En cierta ocasión, iba conmigo otra persona que me conoce muy bien y, al verme saludar a alguien, me dijo:

- ¿ Por qué le saludas ?. ¿ De qué le conoces ?
' Gracias '

- No, de nada. Simplemente coincidimos mucho en la Cafetería Santa Ana, aunque nunca he hablado con él

- Y, ¿ …eso basta para saludarle ?

- SI, claro. …Es que yo soy de pueblo. …Me encanta saludar, aunque sólo conozca de vista

Cuando llego a casa de madrugada, tras una larga jornada de trabajo y después de bajar el coche al garaje, me cruzo a menudo con un empleado de la limpieza del Ayuntamiento. El está trabajando, limpiando las calles mientras oye música a través de su reproductor.  Yo, también, con los cascos en los oídos y escuchando la radio, al llegar a su altura, nos saludamos. ¡HOLA!. Y no nos conocemos de nada. …Pero nos vemos casi todos los días. Los dos nos pasamos las noches “currando”. ´Con eso basta.
_______________________________________________________________________

Nota.- La siguiente entrada, la nº 63,  la dedico única y exclusivamente a una anécdota que me ocurrió cuando tenía 12 ó 13 años, y que guarda una gran relación con lo tratado aquí. Me sucedió en La Caridad al acudir a comprar a una empresa escayola en polvo. En ella trabajaba un señor ya fallecido, Víctor. El me enseñó una forma de proceder y de comportarme que, la verdad, me quedó muy grabada y  desde entonces siempre la he tenido muy presente. Para acceder a dicha entrada, puedes pulsar en el siguiente enlace:

Entrada Relacionada (" 63. Dejarse Enseñar para Aprender ")    =======>>>>>
_______________________________________________________________________


SIN MUSICA LA VIDA SERIA UN ERROR. - Friedrich Nietzsche -
  • Tema Musical  : Redbud Tree
  •  Intérprete        : MARK KNOPFLER
  • Año                 : 2.012
  • Género            : Country/Blues
  • Título Album    : Privateering
  • Notas              : Con este CD, Mark Knopfler, en mi opinión, se ha superado a si mismo. El año que viene, en Gijón. ...A verlo.
                                     ¡FABULOSO!. ¡UNICO, Mark!.

Así Pienso. Así te lo he contado. … En Breve, 
Nueva Publicación. Te espero ...
_______________________________________________________________________
 ------ >>>>   Mi Perfil en Facebook: http://www.facebook.com/valdepares    <<<<------ 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por Participar en este Blog con tus comentarios.
Se trata de eso,... además de mi opinión, me interesa la tuya. Seguro que tienes algo que decir de lo que pueda aprender.

Para evitar cualquier tipo de SPAM y mensajes ofensivos e insultantes, antes de ser publicado el tuyo, deberá tener mi aprobación.

Un saludo,

Paco Fernández