martes, 18 de octubre de 2011

5. JUVENTUD Y BOTELLÓN. ¡ QUE PELIGRO !.


Actualmente, en Asturias no está permitida la venta de bebidas alcohólicas a menores de 16 años y el Gobierno del Principado ha abierto un debate con el objeto de cambiar la ley para establecer esta edad en los 18, como en el resto de Comunidades Autónomas, donde, a pesar de llevar tiempo implantado este límite, no está probada su eficacia.
Jóvenes haciendo botellón
Existen estadísticas que demuestran que hoy los jóvenes comienzan a aficionarse a la bebida a edades cada vez más tempranas. Según Carlos Galcerán, diputado del PP, “ el primer contacto con el alcohol de los adolescentes asturianos se produce a una edad de 13,7 años “. Realmente escalofriante. Con la nueva norma, lo que se pretende es solucionar el enorme problema que tiene hoy la sociedad con los botellones y el consumo de alcohol en plena calle, sin ningún tipo de control. A raíz de no hace muchos años, hemos caído en un “ desmadre “ de tal magnitud que, ahora, medidas de este tipo no sirven absolutamente para nada. Además, no suele ser fácil su aplicación; por una parte habría que vigilar a los centros comerciales o supermercados para asegurarse de que la ley se cumple, pidiendo incluso el DNI cuando hubiese alguna duda sobre la edad y por otra, cualquier joven de 15 o menos años, tiene un amigo mayor que puede encargarse de la compra.
El botellón, beber al aire libre hasta caerse, se ha convertido en un verdadero problema. Es como una “ moda “ que no quieren dejar y que, la mayoría de padres conocen pero lo ven como algo natural. En ocasiones oímos frases del tipo:
  • ¡ Cómo no van a pasarlo bien los jóvenes !.
  • Tienen que tener algún lugar de esparcimiento donde se diviertan.
  • Todos hemos sido jóvenes y hemos cometido algunos excesos.
Hace más de 20 años que yo me encontraba estudiando en Oviedo y también salíamos de copas por la calle del Rosal. Recuerdo que después de clase, algunos días, nos íbamos a tomar unos vinos, lo más barato de entonces, ya que eramos estudiantes y teníamos poco dinero; creo recordar que costaba 20 ptas. Pero lo hacíamos para hablar de nuestras cosas: de los exámenes, de las clases, de los profesores, etc. Y pasábamos un rato agradable charlando y disfrutando mientras tomábamos algo. Pero, raramente pasaba de ahí; podía uno un día despistarse y marearse un poco. Pero nada más. Lo hacíamos para charlar y estar un rato en grupo con los compañeros de estudios.
Lo de ahora es muy diferente; salen de casa pensando en hacer botellón y emborracharse. Buscan un parque o cualquier lugar al aire libre donde, si aparece la policía y los echa, vuelven a intentarlo un poco más tarde o buscan otro sitio. Para ellos es la forma de pasarlo “ guay “, es lo que “ mola “. Como dice la canción de Los Secretos, “ Quiero beber hasta perder el control “ . Eso es lo ha ellos hacen para divertirse. ...Y si alguno no lo hace, es un poco “ raro “, no está integrado. Lo peor de todo es que muchos de estos chicos y chicas, de estos jóvenes, sin darse cuenta, ni ellos ni sus familias, se han acostumbrado tanto a beber que terminan siendo unos alcoholizados. Es entonces cuando comienzan a verlo como un problema pero ya es demasiado tarde; no tiene fácil solución.
Luego, como he dicho anteriormente, con este cambio legislativo que pretende hacer el gobierno del Principado de Asturias, no se consigue nada, es perder el tiempo. En primer lugar porque es muy difícil hacer que esta norma se cumpla y, en segundo lugar, si no se cumple, mejor dedicarse a legislar en otras materias, quizás, más necesitadas.
Entonces, ¿ Cual es la solución ?. ¿ Qué podemos hacer ?. Personalmente creo que se deben idear y poner a disposición de nuestra juventud una serie de ALTERNATIVAS de ocio y entretenimiento, sobre todo para la noche de los fines de semana, como de hecho ya se están llevando a cabo en algunas ciudades como Gijón y se ha visto, está demostrado, que están teniendo un éxito extraordinario.



4 comentarios:

  1. Actividades como las llevadas a cabo por la Asociación Juvenil " Abierto hasta el amanecer " con sedes en Gijón, Fuenlabrada ( Madrid ) y Sant Boi de Llobregat ( Barcelona ) son muy interesantes, incluyendo en su abanico de posibilidades, ocio nocturno para las noches de los viernes y sábados.

    Su página web es: http://www.abiertohastaelamanecer.com/informacion.html

    ResponderEliminar
  2. Estoy totalmente de acuerdo. Nosotros ibamos a los bares y a las discotecas a hablar, ligar y bailar toda la noche sin una gota de alcohol y nos los pasabamos bomba igual. Si nosotros eramos felices asi, la nueva generacion puede hacerlo tambien.

    Hoy en dia hay mas eleccion en temas de deportes com el surfing, snowboarding, montanismo etc que se puede hacer facilmente en muchas zonas de Espania (perdona, pero no tengo teclado espanol - es una portatil inglesa).

    Lo importante es educar a la juventud y mostrarles otras oportunidades, aparte de instruirlos en los problemas que causa el abuso del alcohol. Los gobiernos locales deberian invertir mas en la juventud, pues al fin y al cabo seran ellos los que estaran al cargo del pais dentro de 20 o 30 anios.

    Fatima

    ResponderEliminar
  3. Gracias Fátima. Estoy totalmente de acuerdo contigo.

    ResponderEliminar
  4. La situacion es como minimo compleja;
    el Alcohol es la 2ª droga mas dañina para el cerebro solo despues del Opio, un tema importante es la educación, si los hijos ven drogarse a los padres mañana y tarde en las sidrerias;
    solo siguen su ejemplo, pero el gobierno solo se interesa de cara los votos el alcohol es 20 veces mas dañino que el tabaco da 56 enfermedades mortales mas y a demas destroza la relaccion social y familiar es mas el 92 % del los casos de violencia de genero esta implicada la droga del alcohol
    ASFEAR

    ResponderEliminar

Gracias por Participar en este Blog con tus comentarios.
Se trata de eso,... además de mi opinión, me interesa la tuya. Seguro que tienes algo que decir de lo que pueda aprender.

Para evitar cualquier tipo de SPAM y mensajes ofensivos e insultantes, antes de ser publicado el tuyo, deberá tener mi aprobación.

Un saludo,

Paco Fernández